• Colaboración ciudadana en la prevención de robos contra el patrimonio (trasteros)

    Policía Local de Alcobendas y Policía Nacional se reunirán el 28 de octubre con los vecinos para solicitar la colaboración ciudadana en la prevención de robos contra el patrimonio

     

    Casos especiales: robos en trasteros

    En el caso de los Ambos Cuerpos insisten en que la colaboración ciudadana es fundamental pues los robos en trasteros se producen en el interior de las viviendas, es decir, en lugares que escapan de su control. De nuevo gracias a la colaboración ciudadana, se produjo la detención de dos individuos por este tipo de delitos y se ha procedido a la identificación de otros.

     

    La Policía Local de Alcobendas cuenta con patrullas que, en su turno de noche, dedican el 90% de su tiempo a la actividad policial pues todas las unidades, excepto Atestados, tienen marcados sus objetivos en preservar la convivencia y la seguridad.

     

    Además, en colaboración con la Policía Nacional, han aumentado un 50% el número de controles e identificación de personas y en un 100% el número de consultas sobre vehículos.

     

    Medidas de autoprotección para impedir acceso a trasteros

    Para insistir en la prevención y en la colaboración ciudadana, el Ayuntamiento de nuevo inicia una campaña informativa que esta vez focaliza la atención en prevenir los robos en trasteros. Esta semana repartirá en las comunidades de propietarios carteles informativos con consejos que tratan de dificultar a los ladrones el acceso a estos espacios.
    Una de las principales medidas es asegurarse de que no entre con nosotros ningún desconocido cuando abrimos la puerta de acceso a nuestro garaje o comunidad. Si detectamos a desconocidos que nos infunden sospechas, debemos abandonar el garaje o la zona de trasteros y contactar con la Policía de forma inmediata, llamando a los teléfonos 092 o 091.

     

    Otra medida de autoprotección que podemos adoptar es esperar a que se cierren las puertas detrás de nosotros, tanto al entrar como al salir del garaje, antes de reemprender la marcha, y regular el temporizador al mínimo. Es importante comprobar que los detectores para evitar el cierre de la puerta no están manipulados, pues los desconocidos igualmente pueden acceder a los trasteros desde los garajes.

     

    La comunidad de propietarios también debe adoptar medidas de seguridad pasiva que impidan el acceso de personas ajenas, tales como vallado, puertas con cerradura de seguridad, cámara de videovigilancia, etcétera.

     

    Por regla general, las puertas instaladas en los trasteros suelen ofrecer muy poca resistencia y se abren con demasiada facilidad. Por esta razón, cada propietario debería contemplar la conveniencia de sustituirla por una más consistente que proporcione mayor seguridad o colocar doble cerradura. Si se instala un cerrojo, que esté alejado de la rejilla de ventilación de la puerta, en caso de que la tenga. Asimismo, en caso de pérdida o sustracción de las llaves de la casa, se debe cambiar no sólo la cerradura de la vivienda, sino también la del trastero.

     

    Recomendable inscribir las bicis en el Biciregistro municipal

    El trastero debe visitarse periódicamente, para comprobar que se encuentra en perfecto estado y no ha sufrido ningún daño. Es recomendable no dejar objetos de valor ni llaves del domicilio en su interior. Si se tienen bicicletas, han de estar ancladas a la pared o con cualquier otro sistema de seguridad, además de tenerlas identificadas para una posterior localización. Asimismo, se recomienda que inscriban a través de alcobendas.org la bici en el BICIREGISTRO municipal.

     

    Si, aún después de adoptar las medidas de protección, alguien ha sufrido daños o robo en el trastero, se debe poner la denuncia correspondiente. En caso de robo, es recomendable manipular lo menos posible el lugar, para evitar la destrucción de huellas o vestigios que permitan identificar a los autores.

     

     

    Fuente: www.madridnorte24horas.com, escrito el Jueves
    23 Octubre 2014
    Foto de portada: nesimo

     

    Compartir